Ir al contenido principal

Equivalencias de medidas en cocina

Hoy vamos con un post de culturilla general, los que paseamos mucho por Pinterest y se nos cae la baba con los platos que comparten desde el otro lado del charco lo sabemos, no es sólo una cuestión de traducir las recetas, también hay que traducir las cantidades y, ay, amigos y no es tan sencillo como parece, porque no suelen medir los ingredientes en peso sino en volumen, así que ves todas las recetas llenas de ingredientes tomados en tazas independientemente de si lo que meten en la taza es líquido, sólido, o en polvo...

Las primeras veces, empiezas con tu lógica aplastante, 1 taza = 250 ml = 250 gr, para darte cuenta que esa equivalencia, además de ser errónea, solo funciona con el agua y que el pastel te ha quedado líquido.... uffff

Pasas a buscar por internet y tan pronto son 200gr, como son 250gr y así no hay manera.

Terminas aparcando todas esas recetas apetitosas y las miras con penita (y envidia para qué negarlo) hasta que un día ves una receta que un bondadoso estadounidense ha tenido la delicadeza de poner medidas 'bilingües' en tazas y en sistema métrico y oye, que a lo mejor la receta tampoco te hacía mucho 'fá' pero pruebas a hacerla y queda rica y poco a poco te vas introduciendo más en el maravilloso mundo de las equivalencias y ves que sencillamente aquí  no hay regla de tres que valga, hay que hacerse una chuleta para cada ingrediente, y aquí os la dejo:



1 taza de:
Equivale a:
Harina
130 gr.
Cacao
82 gr.
Arroz
195 gr.
Pan rallado
150 gr.
Azúcar
200 gr.
Azúcar glas
115 gr.
Galletas trituradas
100 gr.
Corn Flakes
25 gr.
Agua
235 gr.
Leche/Nata
250 gr.
Yogúr
225 gr.
Queso crema
225 gr.
Queso rallado
115 gr.
Frutos secos
100 gr.
Mantequilla
225 gr.
Aceite
215 gr.
Mantequilla de cacahuete
250 gr.



Aquí os podeis descargar la chuleta y de regalo la equivalencia (esta vez sí) matemática entre onzas-gramos y tazas-milílitros.

Espero que os sirva :)


Comentarios

Entradas populares de este blog

Mejillones al vapor

Ingredientes:

- 1 Kg. de mejillones
- media cebolla
- sal
- aceite
- vinagre

Elaboración:

Esto es el entrante más simple del mundo. Primero limpiamos los mejillones bajo el grifo, rascando un poco las cosas que puedan llevar pegadas y quitando los pelillos, los ponemos en una olla sin nada (ni agua, ni aceite ni ná), la tapamos (a ser posible con una tapadera de cristal) y ponemos al fuego fuerte hasta que se hayan abierto los mejillones (de 5 a 8 minutos). Si cuando han abierto prácticamente todos queda alguno que se resiste, se tira directamente ya que ese estaba muerto antes de echarlo a la olla.

Ok, ya tenemos los mejillones cocinados, colamos y reservamos el caldo y separaremos las dos conchas de los mejillones, tirando la que queda vacía y dejando la otra para que haga de cuchara. Se ponen en un plato y a la nevera.

Hay sitios donde los sirven así tal cual en caliente y aliñados solo con un poco de limón, pero la verdad es que eso a mí no me va mucho.

Aliño de cebolla:

Picamos…

Ensalada de surimi

Con estos calores no apetece ni cocinar ni comer nada que esté caliente, una alternativa son las ensaladas preparadas que venden, pero ¿para qué comprar lo que podemos hacer en casa? Además la última vez que compré una ensalada de surimi me salió medio huevo duro, en una pieza O_o


Ingredientes: (2 personas)

- 4 hojas de lechuga romana (esto vendría a ser opcional, las ensaladas industriales no lo llevan pero tampoco está de mas añadir un poco de verde ¿no?)
- 10 o 12 palitos de surimi
- 2 huevos duros
- 2 rodajas de piña en su jugo
- Mahonesa

Elaboración:

Primero coceremos los huevos, ya sabéis, los poneis a cocer durante 15 minutos a partir del momento que empiezó a hervir el agua, y dejamos enfriar.

Limpiamos las hojas de lechuga y las secamos bien con papel de cocina (si no, cuando echemos la salsa mahonesa se aguachinará).

Troceamos la lechuga, los huevos duros y el surimi y lo ponemos todo en un bol.

Escurrimos lo mejor que podamos la piña, la troceamos y la añadimos al bol.

Sólo …

Anillas de pota con cebolla

Ingredientes:

 - Anillas de pota, o calamar
 - 1/2 cebolla
 - 1 vaso de vino blanco
 - 1 diente de ajo
 - Pimentón picante
 - 1 pastilla de caldo de pescado
 - Aceite y sal

Elaboración:
Cortamos finita la cebolla, le echamos una pizquita de sal y la ponemos a pochar en aceite.
Cuando esté pochada (transparente) picamos un diente de ajo y lo añadimos, lo dejamos que se dore un poco y añadiremos la pastilla de caldo de pescado y la pota, espolvoreamos con un poco de pimenton, lo tapamos y dejamos que se vaya cocinando a fuego medio, removiendo de vez en cuando, cuando ya esté casi hecha, y añadimos el vino y dejamos reducir y cuando la salsita ya quede algo espesa, ¡a comer!


Fuente de la receta: Lo triste que estaba mi nevera a día de ayer.... pero quedó rico :D